NVIDIA podría presentar la arquitectura Hopper en el marco de la GTC de 2022, un evento muy importante que tendrá lugar la semana que viene, y que servirá de escenario para que se produzcan los anuncios clave del gigante verde relacionados con su nueva generación de GPUs profesionales de alto rendimiento.

En este sentido, es importante dejar claro que Hopper será, según las últimas informaciones, una arquitectura que estará centrada en el sector profesional, lo que significa que, en teoría, solo sería utilizada para dar forma a nuevos aceleradores gráficos enfocados a centros de datos y a superordenadores para computación de alto rendimiento. En resumen, estas soluciones serán las sucesoras de la actual NVIDIA A100, basada en el núcleo GA100.

Lo más importante que podemos decir sobre la arquitectura Hopper de NVIDIA es que esta marcará, en teoría, el salto a un diseño de núcleo MCM, es decir, el gigante verde combinará dos GPUs para crear una súper GPU, lo que dará como resultado un diseño multichip. Unir chips se ha convertido en el camino a seguir por los gigantes del sector para superar las limitaciones de los diseños de núcleo monolítico, ya lo hemos visto en los procesadores Ryzen, y AMD también ha dado el salto recientemente a ese tipo de diseños con sus nuevas aceleradoras gráficas Instinct serie 200.

Todavía tenemos muchas dudas sobre las posibles especificaciones que tendría el núcleo gráfico GH100, el más potente dentro de la nueva arquitectura Hopper, pero todo parece indicar que estará formado por dos chiplets, y que cada uno tendría 144 unidades SM. Si esto se confirma, cada chiplet tendría 18.432 shaders, lo que significa que la aceleradora gráfica NVIDIA H100 podría contar con hasta 36.864 shaders, una cifra impresionante si tenemos en cuenta que la NVIDIA A100 solo tiene 6.912 shaders.

El resto de sus especificaciones son un misterio, pero se rumorea que esta aceleradora gráfica tendría 140.000 millones de transistores, contaría con un bus de 6.144 bits, tendría 128 GB de memoria HBM3 y su TGP rondaría entre los 250 y los 500 vatios. Esta estimación tan amplia es un síntoma claro de que todavía hay muchas dudas alrededor de Hopper. Su lanzamiento tendría lugar, en teoría, antes de finalizar este año.

Fuente info
Autor: Isidro Ros