Quordle acaba de ser comprado por Merriam-Webster, empresa conocida por su diccionario online y subsidiaria de la Encyclopedia Britannica.

Quordle en un teléfono Android.

Únete a la conversación

Si eres habitual de Andro4all entonces ya sabes que todos los días hablamos de Wordle. De forma diaria publicamos soluciones y pistas para el popular juego de adivinar palabras. Hoy también vamos a hablar de Wordle, pero en otros términos algo distintos de los habituales.

Tal y como se recoge en TechCrunc la Encyclopedia Britannica, a través de su subsidiaria Merriam-Webster, ha comprado Quordle, el rival y clon más potente de Wordle. La adquisición como tal no ha hecho mucho ruido, así como tampoco se ha desvelado la cifra que se ha pagado por la app.

La compra de Quordle ya es oficial

Aunque, como decíamos, la adquisición de Quordle no ha levantado mucho polvo, es cierto que su web oficial ahora redirige a un espacio dentro de la de Merriam-Webster. El creador de Quordle, Freddie Meyer, colocó la siguiente declaración dentro del espacio tutorial de la app:

¡Me llena de orgullo anunciar que Quordle ha sido comprada por Merriam-Webster! No puedo pensar en un hogar mejor para este juego. ¡Hay un montón de nuevas características y diversión en camino, así que permaneced atentos!

Vale la pena recordar que Quordle es una de las muchas apps surgidas dado el éxito de Wordle, pero esta era la más popular de todas ellas. Hablando precisamente de Wordle, desde la fuente se recuerda que fue comprada por el New York Times en enero de 2022. Desde su adquisición, el juego ha atraído a millones de usuarios a enfrentarse a sus desafíos.

Pero es que, además, un clon de Wordle orientado a la música llamado Heardle fue comprado por Spotify el pasado verano. No cabe duda de que el impacto que Wordle ha tenido en la cultura popular es mucho mayor del que se podría esperar de un juego que ofrece seis intentos de adivinar una palabra de cinco letras, con pistas en forma de código de colores.

Únete a la conversación

Para ti

Fuente info
Autor: Sergio Agudo